Enfermedades más frecuentes durante el primer año del bebé

Enfermedades más frecuentes durante el primer año del bebé

6599
0
Compartir

Ninguna mamá soporta ver a su bebé enfermito. El primer año de un recién nacido requiere de la protección total de la madre y del seguimiento frecuente de su pediatra para evitar cualquier malestar o infección peligrosa.

Tan solo un pequeño descuido puede ser suficiente para que un bebé contraiga una fiebre o infección estomacal, en algunos casos pueden ser pasajeras o peligrosas. Lo importante es saber actuar a tiempo y no medicar al bebé si desconoce del tema.

¡Conoce las enfermedades más comunes en bebés de 0 a 1 año!

1. Enfermedades respiratorias:

Las infecciones respiratorias son las más comunes en los bebés, debido a la humedad ambiental. Un resfriado leve solo afecta las vías nasales y provoca la tos constante, aunque no es tan grave el bebé se sentirá incómodo.

Publicidad

Si el malestar se presenta con fiebre alta, lo recomendable es acudir a un especialista ya que se puede tratar de una bronquiolitis o neumonía. Esta infección suele afectar a los pulmones y dificulta las vías respiratorias del bebé.

2. Gastroenteritis

Esta enfermedad es causada por un rotavirus y se caracteriza por la inflamación del tracto gastrointestinal (compuesta por el estómago e intestino delgado). En los bebés pequeños se presenta con vómitos, diarrea o dolor abdominal. El tratamiento adecuado puede variar según la intensidad de la infección, usualmente el pediatra recomendará hidratar al bebé constantemente.

3. Infección urinaria

La infección de orina es mucho más frecuente en bebés varones, debido a la estrechez de sus genitales que suelen acumular bacterias ante una inadecuada higiene. Al ser una enfermedad silenciosa, los padres deben estar alertas si su bebé se siente irritado, no tiene apetito y si el tono de piel se vuelve amarillenta. Recuerda que detectar una enfermedad a tiempo ayudará a la salud de tu bebé.

4. Infecciones cutáneas

Un bebé que recién experimenta el contacto con el mundo está expuesto a miles de bacterias y su delicada piel es el blanco perfecto. La higiene es clave para evitar cualquier lesión cutánea como los granitos blancos o la picazón a causa de hongos. No cometas el error de solucionar el problema con medicamentos caseros, lo mejor es consultar con el pediatra quien te indicará el mejor tratamiento para tu bebé.

5. Otitis

Se conoce como otitis a la inflamación y dolor del oído. Para los recién nacidos, la otitis suele ser muy molesta ya que no les permite dormir tranquilos y sienten dificultad a la hora de alimentarse. No te alarmes, un tratamiento antibiótico ayudará a superar la infección.

En Clínica Montesur, atendemos al recién nacido con un staff de excelentes profesionales, equipos de última generación y la mejor unidad de Cuidados Intensivos que garantiza la salud del bebé.

Fuente: https://www.guiainfantil.com

Compartir

Deja un comentario