¿Problemas en la cama? Aprende cómo solucionarlos

¿Problemas en la cama? Aprende cómo solucionarlos

89
0
Compartir

Los componentes principales en toda relación de pareja es la comunicación, el deseo y el cariño, si más compenetrados están, se vuelve amor. Sin deseo, no hay atracción ni interés, sin ese interés, no habría crecido la necesidad de conocerse para al fin quererse, y para todo ello tuvo que haber comunicación en cada etapa.

Cuando se tiene claro los tres componentes se puede buscar las soluciones a cada conflicto que aparece. Uno de esos conflictos puede darse en la cama. Ese espacio tan íntimo y atrevido puede convertirse en el cuarto de torturas por diversas situaciones que atañen a la pareja y que llegan a poner a prueba su estabilidad.

  1. Descoordinación en el apetito sexual

Pueda que tu pareja o tú no tengan las mismas ganas en ese momento, pero lo importante es conversarlo para evitar que el acto sexual sea solo por complacer al otro. Busquen encender la pasión juntos y verás que cada encuentro será único.

  1. Falta de satisfacción plena
Publicidad

A veces es necesario una ayudita en la cama. Muchos hombres creen que las técnicas que empleaban con sus parejas anteriores también funcionan contigo. Toma las riendas, pero sé muy sutil para hacerle llegar el mensaje. Guíalo con tus manos, él detectará los cambios y ambos disfrutarán al máximo.

  1. Sus tiempos de libido son distintos

Si tu libido es mayor que la de tu pareja, lo primero que deben hacer es descartar problemas médicos, ya que hay fármacos que tienen este efecto reductor; si no va por ese lado, tal vez sea el estrés que lo está canalizando de este modo. Lo primordial es conversar este tema para que ambos puedan sentirse a gusto.

  1. Dificultades técnicas

A veces las disfunción eréctil y eyaculación precoz sucede también en parejas jóvenes, por lo que es mejor descartar con un especialista cuáles son sus causas y cómo solucionarlo, así como la falta de lubricación en las mujeres. Consultar con sus médicos es lo mejor que pueden hacer.

  1. Rutina sexual

Seguir los mismos juegos, los mismos días y hasta las mismas horas produce desgaste. Exploren otras posibilidades, intente viajar y escapar de esa monotonía. A veces es necesario inyectar una dosis de diversión para que nuevamente la curiosidad de la exploración mutua reaparezca.

  1. Falta de tiempo e interés

Los quehaceres, los hijos, el trabajo y muchas responsabilidades pueden quitar espacio para un encuentro íntimo y tan necesario para ambos. Búsquenlo, pero no lo usen como excusa para solucionar sus conflictos, sino para compenetrarse mutuamente.

¿Has atravesado por alguna situación similar? Déjanos tus comentarios.

Compartir

Deja un comentario