13 situaciones que pasa cuando se mudan en pareja

Vivir juntos es un gran paso en la relación, ya que implica no solo amor, sino también compromiso por tratar de solucionar sus diferencias de la mejor manera. Si has decidido emprender este gran proyecto, te dejamos 13 situaciones que experimentarás en tu convivencia.

  1. ¿Qué ven en la televisión? Es tan amplia la variedad de contenidos para ver en la televisión que es imposible ponerse de acuerdo, sin embargo, ves que es necesario que cada uno tenga sus horas de programación especial.
  2. Nuevos niveles de confianza. Ya no siempre se ven arreglados como cuando salían juntos, ahora se ven al despertar, comparten el baño y más… Ok, no es el fin del mundo, siempre y cuando el amor los haga comprensivos a ambos.
  3. Disfrutas más quedarte en casa los fines de semana. Ya no necesitan buscar un espacio para compartir, su casa es el lugar perfecto para pasar un fin de semana perfecto haciendo lo que más les guste y disfrutando de la compañía de ambos.
  4. Gustos en la decoración. Es posible que hasta por el color de una cortina termine desatándose una mini guerra fría, pero ambos deben aprender a ceder y buscar lo mejor como equipo que son.
  5. Su propio ring: la cama. Pueda que tú seas la friolenta y necesites más mantas, pero antialérgicas, mientras que él sea el caluroso y prefiere solo mantas simples. Sí, es posible que pase esa situación, aunque ello no determine que lleguen a un acuerdo. Además, todo puede solucionarse hablando y después una caricia que despierte pasiones.
  6. ¿Cómo ordenar su ropa? Aunque no lo creas, los hombres también pueden tener grandes cantidades de ropa, por lo que es importante que fijen espacios para que ninguno de los dos sienta que no tienen el espacio necesario para su guardarropa.
  7. Tareas compartidas. Ambos aprenden a compartir quehaceres de la casa, llegando a acuerdos para el bienestar de los dos.
  8. Toda la casa es perfecta para hacer el amor. Hasta en la cocina.
  9. Cierto aumento de peso. Al preferir quedarse más tiempo en casa y más con la confianza adquirida les deja de importar un poco el subir ciertos gramos. Saben que ambos se aman y que ello es relativo, aunque igual intenten cuidarse.
  10. Descubres secretos que ni te imaginabas. ¿Te imagines que a tu pareja le fascine ver películas bélicas y que, encima, sean se directores asiáticos con actores de sabrá qué país? Ese y otros fetiches vas a ir conociendo con la convivencia.
  11. Sientes que sus padres pueden llegar de improviso. Lo mejor que pueden hacer es buscar un espacio lejos, porque la convivencia implica aun tiempo de adaptación, sino será complicado tolerar siempre la presencia de “extraños” en su ambiente.
  12. Llegó la etapa del ahorro. Ahora los gastos se comparten, por lo que es posible tener dinero extra que será de mucha ayuda si lo ahorras.
  13. Tu casa se vuelve tu refugio. Luego de un día agotador en el trabajo, regresar a casa y ver a la persona que amas en casa, con la cena hecha, simplemente no tiene precio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *