A dormir: ¿Mi bebé estará durmiendo lo suficiente?

Es inevitable que los primeros meses de nuestro bebé pasemos despiertas durante toda la noche y madrugada atendiendo o dando de lactar a nuestro hijo. Esto es normal durante su primer año de vida porque todavía no tiene un horario fijo para dormir, alimentarse, asearse, entre otros.

¿Cuándo puedo crear horarios a mi bebé?

Especialistas de la Organización Mundial de Salud han dado cifras que puede sorprendernos :

De 0 a 3 meses:  El bebé puede dormir entre 16 y 20 horas al día interrumpidamente. Aunque estén amamantándose no significa que estén despiertos, pueden hacerlo dormidos. No debemos alarmarnos si duermen muchas horas, esto se debe a que internamente su organismo sigue desarrollándose y necesita ahorrar energías.

De  4 a 7 meses:  El bebé disminuye sus horas de sueño y suele despertarse más seguido durante las madrugadas. Los padres podemos aprovechar para introducir horarios flexibles, un día puede dormir más que otro.

 – De 8 meses a 2 años: Si queríamos que nuestros hijos tengan horarios establecidos, esta es la etapa donde se puede ordenar sus rutinas.  En este período el bebe alcanza la madurez para marcar sus horarios de sueño.  Suelen dormir entre 8 y 12 horas al día.

Tips para un mejor descanso del bebé

Los bebés no siguen una regla específica, solo descansan lo que su cuerpo necesita. El neonatólogo Enrique Bambarén, del hospital Cayetano Heredia menciona algunas recomendaciones para un mejor descanso del bebé:

Postura: La mejor postura para que nuestro bebé tenga un mejor descanso es boca arriba o de costado. De todas maneras siempre debemos estar pendientes de su siesta.

Colchón duro: Un colchón duro, unas sábanas bien estiradas y taparlos hasta los hombros brindará una plácida sensación al bebé

Evitar peluches: Dejar peluches en la cuna puede provocar accidentalmente una asfixia. Es mejor mantenerlos lejos durante su descanso.

Recuerda que las cifras pueden variar en cada bebé debido a que cada uno tiene un organismo diferente.  Si seguimos las recomendaciones dadas, podemos ayudar a nuestro bebé a tener una mejor calidad de sueño!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *