Bebe ¿Nació por cesárea? Tu hijo puede sufrir alergias

Es mejor vivir lejos del mar y evitar el polvo

Juan Aldave Becerra, médico especialista en alergia e inmunología advirtió que aquellos niños que nacen por cesárea tienen mayores posibilidades de contraer diversos tipos de alergias, una razón más para, en lo posible, preferir un parto natural.

Explicó que los bebé que nacen por cesárea no fueron cubiertos por la flora vaginal, que envuelve al pequeñín cuando ocurre el parto natural y que es la protección natural contra las alergias.

“Los bebés, al estar dentro del vientre de la madre, sus órganos se mantienen estériles, pero al momento de salir necesitan de la flora vaginal para que su piel la absorba y refuerce así sus órganos”, manifestó el médico de la Sociedad Peruana de Inmunología.

Si esto no sucede, dijo, se impregnarán en su piel cualquier compuesto que esté en el aire y no fortalezca a su organismo.

Por este motivo es mejor que los niños que han nacido por cesárea se mantengan alejados de los factores que desencadenan las alergias: la humedad y los ácaros.

Las personas que viven en los distritos costeros tienen mayor predisposición a desarrollar alergias, debido a que en esas zonas se concentra la humedad proveniente del mar.

La alergia es una reacción exagerada del organismo ante una sustancia externa, como los ácaros, que producen rinitis y asma.

Explicó que la mayoría de personas que sufren alergia, lo manifiestan con estornudos constantes o con la falta de aire en caso se cierran los bronquios, especialmente en la estación del invierno.

“La humedad favorece al crecimiento de los ácaros, que son microorganismos que producen rinitis y alergias. Los ácaros necesitan un ambiente de humedad para sobrevivir”, explicó el especialista, quien también es miembro de la Organización Mundial de Alergia (WAO, siglas en inglés).

Mencionó, también, que los ácaros no se ven pero se alimentan de las escamas de la piel que el ser humano renueva constantemente y se acumulan, además, en el polvo doméstico de los cuartos y en la piel de los animales.

“Estos microorganismos se sitúan en las ropas guardadas, paredes, almohadas, frazadas, colchones, alfombras, cortinas y por lo general dentro de los dormitorios”, anotó.

Por último, pidió a las mamis de bebés que tienen alergias tratarse con un especialista, a fin de que su situación de salud no empeore y por consiguiente, se tenga que invertir más tiempo y dinero en el tratamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *